Etiquetas

, , , ,

SOLO ahora que a Harrisond Ford se le ha caído la puerta del Halcón Milenario en un pie obligándole a abandonar el rodaje de la séptima parte de La Guerra de las Galaxias, me doy cuenta de que quizá Pablo Iglesias esté en lo cierto a la hora de proclamar un cambio de orden. Además a mí, últimamente, lo que me ha caído encima es un cambio de modelo por culpa de David Hasselhoff.

Solo se me ocurre algo peor al hecho de que Michael Knight marcara mi infancia y el teniente Mitch Buchannan mi adolescencia, y es que hubiera sucedido a la inversa. Pero por fortuna la cosa no debió ser tan grave porque mientras toda una generación fantaseaba con ser vigilante de la playa en Orense solo fantaseábamos con una playa.

Los vigilantes de la playa, en EL MUNDO

Anuncios